Imágenes de Mandalas para el 2020

Los mandalas han pasado a ser en los últimos tiempos sensacionales objetos espirituales y también estéticos, con los cuales las personas se abocan de manera distinta. A continuación, por lo tanto, presentamos bonitos mandalas 2020 para compartir y descargar. 

Imágenes de mandalas 2020

La multitud de diseños que pueden emerger son sorprendentes, porque las formas siempre varían, por más que no se emplacen nuevos colores. Se presentan a continuación bellas imágenes de mandalas 2020.

 

 

 

Mandalas para colorear

Colorear relaja, alivia el estrés, nos llena de paz mental y también nos entretiene. Por tal motivo se presentan a continuación los mejores mandalas para colorear.

Cómo pintar mandalas correctamente

Los mandalas pueden ser dibujados, diseñados, admirados, utilizados como objetos meramente estéticos y, naturalmente, también pintados ¿Pero cómo se pueden pintar estas representaciones cósmicas? A continuación contamos algunos pasos que se deben tener en cuenta:

  • Comenzar con un mandala simple: Si es la primera vez que se pinta un mandala, siempre es bueno escoger uno simple, con trazos sencillos ¿Por qué? Porque facilita el proceso de pintado, porque ayuda a resaltar colores sin tanta complejidad. Por razones obvias, este motivo viene muy bien a los pequeños.
  • Escoger los colores: Se puede hacer alusión a este punto o no. Con esto queremos decir que nada impide que se pueda realizar un mandala con cualquier color, pero lo cierto es que los mismos tienen sus valores o ideas y es bueno conocerlos. Por ejemplo, el negro está relacionado con la muerte, la ignorancia, lo profundo y la tristeza; el blanco es purificación, iluminación y perfección; el verde es naturaleza, fertilidad,  esperanza y crecimiento; el azul es paz y alegría; el rojo pasión y sensualidad; el gris calma y espera; dorado es sabiduría; amarillo simpatía, entre otras ideas que se pueden anexionar.
  • Pintar desde afuera hacia dentro: Se dice que es una manera de buscar nuestro centro, el equilibrio y también, lógicamente, una manera de pintar entre otras. Es una interiorización.
  • Pintar desde dentro hacia afuera: Está relacionado con la exteriozación de emociones, mostrar cómo nos sentimos en determinado momento. Quizás haciendo a un lado lo espiritual, es una manera efectiva de colorear para no arrastrar las tonalidades, sobre todo en mandalas complejos, por más que una pintura buena se seca rápidamente.
  • Un pintar azaroso: Pero siempre es importante recordar que se puede pintar de cualquier manera, ya que en definitiva en los mandalas lo que domina es la libertad del hacer, la búsqueda de tranquilidad, por lo tanto, si el camino es el simple azar coloreando el centro y luego pasando a periferia o en distintos sitios de estos sectores, puede ser una excelente opción.

Mandalas a color

Los mandalas tienen su belleza propia cuando están llenos de color y exudan toda clase de simbolismos. A continuación se presentan una buena cantidad de ellos. Bonitos y admirables mandalas de color. 

Significados del Mandala

Mandala quiere decir en sánscrito “rueda o círculo”, por lo que es muy normal hallar a estos tipos de representaciones con tal forma y diversos modos de complejidad. El mandala es una figuración del cosmos, pero no como algo lejano y frío, sino como una realidad cercana y cálida, por eso muchos especialistas aclaran que da cuenta de una relación entre el macrocosmos y el microcosmos o, dicho de otro modo, el individuo inmerso en la totalidad del universo.

En las culturas orientales, de donde se registran los primeros diseños, el objetivo de los mandalas era el cese del pensamiento y de la mente, aspirando a alcanzar un estado meditativo la persona. Por ejemplo, en el budismo es normal hallar estas formas en arenillas de colores, donde para el monje lo que significa es un desapego y una lección del fluir universal. Se suele dividir en cuadrantes, cada individuo se encarga de uno y lo curioso es que tras largos días realizándolo se destruye, porque se quiere representa lo finito de todo lo creado.

Asimismo, los nativos de América también lo usaron, en donde se representaban puntos cardinales, elementos, además de animales y plantas sagradas. Por otro lado, el mismo calendario azteca tiene una forma y una realización muy similar. Finalmente, no podemos dejar de lado que formas similares al mandalismo se observan tanto en el taoismo como en el cristianismo (ni hablar que para cierto psicoanálisis jungiano representaba al inconsciente).

Entonces, repasando, el significado de los mandalas se centra en el universo, la conexión espiritual, la calma, la vida contemplativa, la creación, el desarrollo y la destrucción, la finitud de las creaciones, la totalidad del ser, lo terapéutico, el acceso a lo divino, entre otras ideas relacionadas.

Beneficios de pintar mandalas

A muchas personas les encantan realizar mandalas, por lo que es evidente que traen muchos beneficios. A continuación se cuentan algunos de ellos:

  • Relajación: Colorear es una forma de relajar la mente, olvidar problemas y focalizarse en una tarea. Los mandalas ayudan en ello, en donde se encuentra un gozo de uno mismo, en ese momento único e irrepetible. Por lo tanto, podemos decir que el mandala es una forma de evitar el estrés y los conflictos.
  • Niveles profundos de meditación: Muchas veces se necesita una especie de detención respecto a lo cotidiano. Los mandalas ayudan mucho en ello, logrando niveles de meditación francamente profundos en la misma realización, colorear y hasta en la admiración del producto (no decimos que como los budistas el resultado sea destruido en lo inmediato).
  • Mejorar la salud mental: Lo anímico con los mandalas es sumamente importante, porque esa mejoría no solo se observa en el momento de trabajo con el diseño, sino que perdura en otros momentos y ámbitos de la vida. El resultado es claro: un ser humano con un hermoso equilibrio entre mente y cuerpo.
  • Creatividad: Muchas veces este aspecto de la vida no es tenido en cuenta. Crear, ver lo que no es en lo que es o sencillamente desarrollar algo distinto está siempre en actividad a la hora de realizar mandalas. Una fuente inagotable de ideas pueden emerger, representado en colores y formas.
  • Expresar: Muchas escuelas psicológicas hablan de la necesidad y lo positivo del expresarse de una persona. Por lo tanto, los mandalas son excelentes maneras de dar rienda suelta a los sentimientos y emociones, dar cuenta de lo que nos pasa por dentro, una exteriorización que bien puede ser catártica.
  • Divertirse: Este punto tampoco puede ser dejado de lado y en verdad se encuentra en íntima conexión con lo dicho anteriormente. Los mandalas en su confección, en llevar adelante cada forma o simplemente colorear entretiene, divierte y durante un buen tiempo se hacen a un lado todo tipo de problemas.
Loading Facebook Comments ...

Dejanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.